Mercy Hospital & Health Services Contact Us
MyChart
About Mercy
Join Our Team
set font size large set font size medium set font size small
email this page print this page
Health Illustrated Encyclopedia Banner
Health Illustrated Encyclopedia

Disclaimer:
Our Health Information Database is provided by A.D.A.M. the leading provider of electronic and printed information for professionals and consumers in healthcare and industry. It provides authoritative, reliable content written and reviewed by an editorial board who represent a variety of specialty areas. This board reviews and evaluates all healthcare information to ensure it is accurate, reliable, and can be used with complete confidence. And now you have access to the same authoritative, trusted clinical information relied upon by health professionals around the world.
Síndrome del intestino irritable

Definición

El síndrome del intestino irritable (SII) se refiere a un trastorno que consiste en dolor abdominal y cólicos, al igual que cambios en las deposiciones.

No es lo mismo que enfermedad intestinal inflamatoria (EII), que abarca la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerativa.

Nombres alternativos

Colon irritable; Colitis mucosa; Colon espástico; Colitis espástica

Causas

Existen muchas causas posibles del síndrome de intestino irritable. Por ejemplo, puede haber un problema con músculos en el intestino o el intestino puede ser más sensible al estiramiento y movimiento. Sin embargo, no existe ningún problema en la estructura del intestino.

No está claro por qué los pacientes desarrollan este síndrome, pero, en algunos casos, ocurre después de una infección intestinal. Esto se denomina síndrome del intestino irritable posinfeccioso. Igualmente, puede haber otros desencadenantes.

El estrés puede empeorar este síndrome. El colon está conectado al cerebro a través de los nervios del sistema nervioso autónomo. Estos nervios se vuelven más activos durante momentos de estrés y puede llevar a que los intestinos se compriman o se contraigan más. Las personas con este síndrome pueden tener un colon que es demasiado sensible a estos nervios.

Este síndrome puede ocurrir a cualquier edad, pero a menudo comienza en la adolescencia o a principios de la vida adulta y es más común en las mujeres. Aproximadamente 1 de cada 6 personas en los Estados tiene síntomas de este síndrome. Esta afección es la queja intestinal más frecuente por la cual los pacientes son remitidos al gastroenterólogo.

Síntomas

Los síntomas van de leves a graves, sin embargo, la mayoría de las personas tiene síntomas leves. Los síntomas varían de una persona a otra.

El dolor abdominal, la llenura, los gases y la distensión que han estado presentes durante al menos 6 meses son los síntomas principales del síndrome del intestino irritable. El dolor y otros síntomas con frecuencia:

  • Ocurrirán después de las comidas
  • Serán intermitentes
  • Se reducirán o desaparecerán después de una deposición

Las personas con este síndrome pueden alternar entre estreñimiento y diarrea o en su mayor parte tienen uno o el otro.

  • Las personas con diarrea tendrán heces sueltas y acuosas frecuentes. Con frecuencia, experimentarán una necesidad urgente de tener una deposición, lo cual es difícil de controlar.
  • Aquellas personas con estreñimiento tendrán dificultad para defecar, al igual que deposiciones menos frecuentes. Estas personas con frecuencia necesitarán hacer fuerza y sentirán cólicos con una deposición. A menudo, no eliminan nada o sólo una pequeña cantidad de materia fecal.

Para algunas personas, los síntomas pueden empeorar durante unas semanas o un mes y luego disminuyen durante algún tiempo. Para otras personas, los síntomas están presentes la mayoría de las veces e incluso pueden aumentar lentamente.

Las personas con este síndrome también pueden presentar inapetencia.

Pruebas y exámenes

La mayoría de las veces, el médico puede diagnosticar el síndrome del intestino irritable con base en sus síntomas, con pocos o ningún examen. Consumir una dieta libre de lactosa durante dos semanas puede ayudarle al médico a evaluar una posible deficiencia de lactasa.

No existe ningún examen para diagnosticar este síndrome, pero se pueden hacer exámenes para descartar otros problemas:

  • Los exámenes de sangre para ver si usted tiene un conteo sanguíneo bajo (anemia)
  • Coprocultivos para descartar una infección

A algunos pacientes se les practicará sigmoidoscopia o colonoscopia. Durante estos exámenes, se introduce una sonda hueca por el ano, a través de la cual el médico puede observar. Usted puede necesitar estos exámenes si:

  • Los síntomas empezaron posteriormente en la vida (después de la edad de 50 años)
  • Tiene síntomas como pérdida de peso o heces con sangre
  • Tiene exámenes de sangre anormales (como un conteo sanguíneo bajo)

Otros trastornos que pueden causar síntomas similares abarcan:

Tratamiento

El objetivo del tratamiento es aliviar los síntomas.

Los cambios en el estilo de vida pueden ser útiles en algunos casos de síndrome del intestino irritable. Por ejemplo, el ejercicio regular y el mejoramiento en los hábitos de sueño puede reducir la ansiedad y ayudar a aliviar los síntomas intestinales.

Los cambios en la alimentación pueden ayudar; sin embargo, en general no se puede recomendar una dieta específica para el síndrome del intestino irritable, debido a que la afección difiere de una persona a otra. Los siguientes cambios pueden ayudar:

  • Evitar alimentos y bebidas que estimulen los intestinos, como la cafeína, el té o las colas
  • Evitar las comidas abundantes
  • Evitar el trigo, la cebada, el centeno, el chocolate, los productos lácteos y el alcohol
  • Incrementar la fibra en la alimentación

Consulte con el médico antes de tomar medicamentos de venta libre.

  • Los suplementos de fibra pueden empeorar los síntomas
  • Los laxantes tomados para el estreñimiento pueden crear adicción

Ningún medicamento funcionará para todas las personas. Los medicamentos que el médico podría ensayar abarcan:

  • Medicamentos anticolinérgicos (diciclomina, propantelina, belladona e hiosciamina) tomados aproximadamente una media hora antes de comer para controlar los espasmos de los músculos del colon
  • Loperamida para tratar la diarrea
  • Dosis bajas de antidepresivos tricíclicos para ayudar a aliviar el dolor intestinal
  • Lubiprostone para los síntomas de estreñimiento
  • Medicamentos que relajan los músculos en los intestinos

La asesoría puede ayudar en los casos de ansiedad o depresión severas.

Grupos de apoyo

Pronóstico

El síndrome del intestino irritable puede ser una afección de por vida. Para algunas personas, los síntomas son incapacitantes y reducen la capacidad para trabajar, viajar y asistir a eventos sociales.

A menudo, los síntomas se pueden mejorar o aliviar a través de tratamiento.

Este síndrome no causa daño permanente a los intestinos y no lleva a una enfermedad grave, como el cáncer.

Posibles complicaciones

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el médico si tiene síntomas del síndrome del intestino irritable o si nota un cambio persistente en las defecaciones.

Prevención

Referencias

Talley NJ. Irritable bowel syndrome. In: Feldman M, Friedman LS, Brandt LJ, eds. Sleisenger & Fordtran's Gastrointestinal and Liver Disease. 9th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier;2010:chap 118.

Irritable bowel syndrome. NIH Publication No. 07-693. September 2007. The National Digestive Diseases Information Clearinghouse (NDDIC).

View English Version

Encyclopedia Home
Drug Note Home
Health Information Home

Images

Care PointsRead More

Review Date: 7/7/2010

Review By: David C. Dugdale, III, MD, Professor of Medicine, Division of General Medicine, Department of Medicine, Unviersity of Washington School of Medicine; and George F. Longstreth, MD, Department of Gastroenterology, Kaiser Permanente Medical Care Program, San Diego, California. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

The information provided herein should not be used during any medical emergency or for the diagnosis or treatment of any medical condition. A licensed medical professional should be consulted for diagnosis and treatment of any and all medical conditions. Call 911 for all medical emergencies. Links to other sites are provided for information only -- they do not constitute endorsements of those other sites. © 1997- 2010 A.D.A.M., Inc. Any duplication or distribution of the information contained herein is strictly prohibited.

www.adam.com
www.mercyweb.org
follow us online
facebook youtube


Contact us
Home  |  Sitemap

Disclaimer & Terms of Use  |  Privacy Statement  |  Notice of Privacy Practices
Copyright ©2013 Mercy. Last modified 2/16/2011